Tus hábitos te elevan o te destruyen

Tus hábitos te elevan o te destruyen

¿Has tratado de cambiar un comportamiento por mucho tiempo? De pronto hasta por años y no lo has logrado, por ejemplo: dejar de fumar, dejar de gastar más de lo que ganas, levantarte más temprano, no consumir tanta azúcar, en fin… En los próximos minutos te voy a dar 3 pasos que van a hacer el cambio muchísimo más fácil para ti.  

 1- Cambia aquello a lo que asocias placer: antes a me gustaba gastar mucho en zapatos, restaurantes, cosas no necesarias, ni de necesidades y aprendí a asociar placer a ahorrar porque antes yo asociaba placer a gastar, entonces tú tienes que empezar a cambiar ese chip de dolor y placer en tu mente y empezar a asociar placer a aquellas actividades y hábitos que te ayudan, que te suman. 

 ¡Que delicia levantarse temprano, así puedo aprovechar el día! eso significa que tengo vida, salud, que puedo ejercitarme todavía, que puedo moverme. 

 ¡Que delicia ahorrar! antes de pagarle al dueño del restaurante, al dueño del almacén; me estoy pagando a mi primero y empiezas a asociar placer a aquello que de verdad te conviene. 

 

2- Consigue amigos, no cómplices: por malos comportamientos me refiero a que no te ayudan con tu salud, con tu éxito, tu libertad financiera; vas a tener gente que te lo aplaude y esos son cómplices, no son amigos. Amigo es el que te dice lo que necesitas oír y no lo que quieres oír. Busca amigos que de verdad te van a ayudar y te van a aplaudir cuando tú cambies los comportamientos que te destruyen por aquellos que te sumen. De pronto estás tratando de no tomar tanto, de no desvelarte tanto y levantarte más temprano y tus verdaderos amigos siempre van a estar ahí para aplaudirte. 

 

3- Aprende a decirte “que no” a ti mismo: los que tenemos hijos sabemos que es muy fácil decirle “que no” a un hijo; imagínate que tú tuvieras un hijo que a cada rato te hace pataletas cuando quiere algo, si tú le dijeras “que sí” cada que te hace una pataleta ¿Le harías un bien? Obviamente la respuesta es “no” arruinarías a ese niño no le enseñarías límites de hecho, le atrofiarías la función de su cerebro ejecutivo; aprende a decirte “que no”. Muchas veces nosotros mismos nos hacemos pataletas y queremos gastar en algo que no debemos, queremos comer aquello que sabemos que no nos conviene, pues aprende a decirte “no” a ti mismo. Cuando tú haces eso, tú empiezas a desarrollar mejor tu función ejecutiva y empiezas a desarrollar hábitos y conexiones en tu cerebro que harán que cada vez que aquello sean más fácil.

Entonces ya sabes, si quieres hacer un cambio empieza por: 1 asociar placer por aquello que te ayuda, 2 aprende a decirte “que no” y 3 busca amigos, no cómplices. Pero sobre todo acuérdate siempre que tú eres el responsable, todo alimento que te hace daño ha entrado por tu boca y la de nadie más, cada peso menos en tu tarjeta de crédito te lo gastaste tú, nadie más; lo primero que tienes que decir es: yo soy responsable y cuando tú dices yo soy responsable es una excelente noticia, porque si yo soy responsable yo lo puedo cambiar, yo estoy en control. 

Conoce más contenido como este siguiéndome en mis redes, haz click en el icono.

Margarita Pasos Coaching    Margarita Pasos

El equipo de Pasos al Éxito, de la mano de uno de los mayores expertos del mundo, Brian Tracy, es especialista en el Desarrollo de la Excelencia Empresarial y del talento humano enfocado en Entrenamiento en Ventas, Liderazgo, Desarrollo de Equipo, Administración del Tiempo, Productividad e Inteligencia Emocional.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *